Los ordenadores revolucionan el reconocimiento de personas

10 11 2009

Un tablita de barro del antiguo Egipto describe los rasgos de algunos obreros: cicatriz en la mejilla, nariz larga, ojo desviado… Era un sistema para evitar que el mismo trabajador cobrara dos veces y a la vez es el primer testimonio de biometría. Lo explica Francesc Serratosa, profesor de Informática de la Universitat Rovira i Virgili y responsable de la exposición Ets únic?, que se acaba de estrenar en el museo de la Obra Social de Caixa Sabadell, en la capital vallesana. La biometría se dedica a medir los rasgos característicos de un individuo, desde la magnitud de sus manos hasta su manera de caminar, pasando por la forma de las orejas y las líneas del iris.
Desde el antiguo Egipto, la identificación facial ha dado pasos de gigante. Un sistema de reconocimiento informático, por ejemplo, está en pruebas desde principios de este año en el grupo de investigación en imagen computacional CISTIB, de la Universitat Pompeu Fabra, que lo ha desarrollado en colaboración con la Universidad Carlos III de Madrid y la Universidad Técnica de Dinamarca.
El negocio de la biometría ha pasado de los 270 millones de euros del 2001 a los actuales 3.400, dice Serratosa. Las aplicaciones van más allá del reconocimiento policial de los criminales, tan popular, e incluyen desde coches capaces de identificar a sus dueños hasta sistemas para evitar el intercambio de recién nacidos en el hospital. Aunque aún no existe un gran hermano capaz de reconocer a los paseantes por la calle, en Francia ya se han establecido estrictos protocolos para salvaguardar la privacidad en estas aplicaciones.

DETECCIÓN RÁPIDA / «Dentro de una imagen, la primera tarea de nuestro sistema es identificar dónde está una cara», explica Alejandro Frangi, coordinador de CISTIB. El sistema crea en medio segundo un modelo de cara que se ajusta al rostro detectado. «Finalmente, se asocia el modelo a una de las caras de usuarios almacenadas en una base de datos», concluye. El dispositivo identifica sin problemas a los 50 miembros del CISTIB, pero Frangi afirma que podría manejar hasta 400 rostros sin problemas. El investigador estima en un 95% el porcentaje de éxito. Además, el sistema se actualiza automáticamente cuando reconoce que alguna cara conocida ha cambiado, por ejemplo con la aparición de barba.
«La identificación facial no es tan intrusiva como la lectura del iris y, al contrario de la huella dactilar, no requiere la colaboración activa del usuario», explica Frangi. Sin embargo, admite que los sistemas aún son demasiado rudimentarios como para destapar sospechosos. Además, su sensibilidad está muy por debajo de los otros sistemas. Según Serratosa, para que los sistemas encontraran dos individuos con iris idénticos, tendrían que analizar un número de individuos igual a un uno seguido por 35 ceros. En el caso de la huella dactilar, los ceros serían 18.

PRIVACIDAD / Los científicos quitan importancia a los problemas de privacidad. «Ya estamos controlados por móviles y tarjetas», bromea Serratosa. «En el fondo, estas tareas ya las hacen los policías», añade Frangi. Ningún sistema es suficientemente avanzado para actuar sin ser percibido. Sin embargo, existen proyectos para el seguimiento de individuos en entornos cerrados mediante reconocimiento de cara. Es el caso del proyecto Edificio seguro, en el que participa el Centro de Visión por Computador (CVC) de la Universitat Autònoma de Barcelona.
El centro CNIL, en Francia, permite el ensayo de estos sistemas solo si se garantiza un alto nivel de discreción con los datos. «La normativa española no acepta almacenar imágenes, salvo por seguridad», concluye Frangi. «En el fondo, lo que cuenta es que los usuarios controlen y aprueben el uso de estos sistemas», añade David Rotger, responsable de transferencia tecnológica del CVC.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: